España. Una, grande y libre

España. Una, grande y libre, de Carlos Giménez (Glénat, DeBolsillo)

España. Una, grande y libre es un volumen en el que se recopilan las historietas realizadas por Carlos Giménez, en muchos casos con guiones de Ivá, para la revista satírica El Papus, durante 1976 y 1977. Son historias cortas, generalmente de dos páginas, que transmiten la particular visión de los autores sobre los convulsos momentos políticos y sociales de la España de la Transición.

Originalmente estas historias se publicaron en tres volúmenes, que seguían el orden cronólogico para agrupar las historietas en tres etapas: las que tratan sobre el primer gobierno de Adolfo Suárez, a partir de julio de 1976; las que se centran en el Referéndum sobre la Reforma Política de diciembre de 1976; y por último, las que retratan la etapa previa a las Elecciones Generales de junio de 1977. Estos tres hechos, centrales en toda la etapa de la Transición a la democracia, permiten a Carlos Giménez hacer un retrato personal y muy alejado de la verdad histórica oficial de la excesivamente sacralizada Transición.

Son muchos los temas que trata Giménez, pero hay algunos que son especialmente importantes para comprender la Transición, ya que generalmente quedan en un segundo plano o directamente ocultados en las hagiografías del período. La violencia de la extrema derecha o las renuncias que tuvo que hacer la izquierda empiezan a ser tenidas en cuenta en los últimos estudios sobre la España de finales de los 70, pero Carlos Giménez ya denunciaba estos hechos en 1976 y 1977. Los militares, muy poderosos en aquella época, también reciben su cuota de crítica; e incluso, en la última historia, el autor denuncia el atentado que sufrió El Papus.

El característico estilo de Giménez, con unos personajes muy expresivos, en ocasiones caricaturescos, permite dotar de una gran fuerza a las historias. El genial uso del blanco y negro, como en otras de sus obras, consigue retratar con gran realismo la realidad político-social española de la época. Giménez también utiliza elementos comunes en la comunicación política como pancartas, carteles o mítines electorales, de manera que refleja la gran politización de la sociedad de esos años, que ansiaba alejarse del franquismo y crear un estado realmente democrático.

El relato oficial sobre la Transición explica que fue el mejor pacto posible y que todos los actores que intervinieron renunciaron a aspectos importantes de sus propuestas por el bien común de todos los españoles. En España. Una, grande y libre los autores muestran a un Régimen que aún dominaba todos los resortes del poder, que defendía a los grupos violentos de extrema derecha y que utilizaba el miedo a una involución o a una intervención militar para perpetuar las bases del sistema franquista.

Este recopilatorio es una joya para comprender la cruda realidad del paso de la dictadura a la democracia en España, pero también para entender cómo era esa sociedad. Las alusiones a algunos de los delicuentes más famosos de la época, a la multitud de partidos políticos minoritarios que existían o a algunas problemáticas sociales que aún están vigentes complementan la visión política de esta etapa. En ocasiones pensamos que ciertos problemas son muy recientes, pero ya en 1976 y 1977 Carlos Giménez los denunciaba. Esta tira final no es de 2010, es de finales de los años 70.

Hoy, 6 de diciembre de 2014, Día de la Constitución, es una gran ocasión para releer a Giménez y entender el contexto en que ésta se aprobó hace ya 36 años.

Anuncios

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s